dav

En el marco del proyecto de “Modernización de la Agricultura Familiar” Zafra 2018-2019 se viene realizando las últimas certificaciones de los trabajos de siembra, de zafriña y de abonos verdes, al igual que las últimas inversiones. Quedarán así pendientes las capacitaciones y finalmente las gestiones de cierre del Proyecto, según un informe del Comité Ejecutivo de dicho proyecto. El Comité realiza su reunión ordinaria los días lunes de cada semana.

Se adelantó que se está trabajando en un nuevo proyecto para la zafra 2019-2020, alentados precisamente por los resultados del actual proyecto en ejecución. De acuerdo al último informe el proyecto, al 10 de junio,  benefició a un total de 8.148 personas, de las cuales 3.572 son mujeres y 4.576 son hombres de distintas distritos del interior del país.

Además de un total de 10.365 hectáreas licitadas fueron sembradas 9.591 hectáreas hasta la semana pasada. De este total fueron certificadas  9.470 hectáreas lo cual supone un 92% de cumplimiento en lo planificado. El Programa que se realiza en seis departamentos, ha obtenido mejores resultados en  San Pedro, seguido por Concepción, Canindeyú, Caaguazú, Caazapá, y Alto Paraná.

Dicho informe consigna además que un total de 10.365 hectáreas licitadas fueron sembradas hasta la semana pasada. De este total fueron certificadas  9.435 hectáreas lo cual supone un 91% de cumplimiento en lo planificado. Mediante la siembra convencional fueron sembradas 3.824 hectáreas y 5.646 por siembre directa. El Programa se realiza en seis departamentos, encabezando San Pedro, seguido por Concepción, Canindeyú, Caaguazú, Caazapá, y Alto Paraná.

El proyecto de Modernización de la Agricultura Familiar con Enfoque de Agricultura de Conservación, integración a cadenas de valor y fortalecimiento financiero,  es ejecutado de forma coordinada entre la Secretaría Técnica de Planificación del Desarrollo Económico y Social (STP), el Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG), con fondos de la entidad Itaipú Binacional, administrados por la Oficina de las Naciones Unidas de Servicios para Proyectos (UNOPS). La STP por su parte ha contribuido con el monitoreo y verificación in situ de los avances en la preparación de suelos, fertilización y siembra mecanizada, así como de otras acciones relacionadas al proyecto.

Compartir