La aerolínea de bajo coste británica Easyjet creará en Austria una nueva aerolínea para evitar posibles problemas tras la salida del Reino Unido de la Unión Europea (EU), destaca hoy la prensa europea.

De este modo, Easyjet ha explicado a través de un comunicado que a principios de año aplicó en el país para un certificado de operador aéreo austríaco (AOC) y al Ministerio Federal de Transporte, Innovación y Tecnología de Austria (bmvit) para una licencia de explotación de una línea aérea, lo que le permite operar como aerolínea comunitaria desde Viena.

Gracias a esto Easyjet establecerá una nueva aerolínea, Easyjet Europe, que tendrá su sede en Viena y permitirá a EasyJet continuar operando vuelos tanto en Europa como dentro de los países europeos después de que el Reino Unido haya abandonado la UE, con independencia del resultado de las conversaciones sobre un futuro acuerdo de aviación entre el Reino Unido y la UE.

Asimismo, la compañía ha aclarado que para esta nueva aerolínea, tanto los aviones como los empleados que volarán en ella serán personal y naves que ya se emplean en los actuales países de la UE.

Austria aplaude noticia

Thomas Haagensen, responsable del negocio de Easyjet en Alemania, Austria y Suiza, explicó en declaraciones a APA que el objetivo de la aerolínea es asegurarse todos los derechos del mercado europeo tras el Brexit. Según el derecho comunitario, una aerolínea con licencia de un estado miembro tiene la libertad de volar a cualquier destino dentro de la UE.

En una primera reacción, el canciller federal austríaco, Christian Kern, se mostró hoy satisfecho con la decisión de Easyjet, una aerolínea con más de 250 aviones, unos 11.000 empleados y 78 millones de pasajeros transportados.

“Es un maravillosa noticia para Austria. Me alegra mucho que Easyjet haya elegido nuestro país. En la competencia con otros 27 países europeos se ha impuesto la calidad del país y no los bajos impuestos”, dijo Kern, según APA. “No ha ganado el más barato sino el mejor”, destacó el canciller socialdemócrata, quien se encuentra campaña para las elecciones generales anticipadas del próximo 15 de octubre.

De este modo, Viena será la tercera sede de Easyjet en Europa, junto a las ya existentes en Londres y Zúrich (Suiza). Según APA, desde Viena se coordinará el trabajo de unos 4.000 empleados y 100 aviones, mientras que desde Londres se controlan 6.000 empleados y 140 aviones, y desde Zúrich unos mil empleados y 25 aviones.

Compartir